Arrabe Asesores
· Área Privada
· Área Privada
 
 
¿Olvidó su contraseña?
Cancelar
Fuente: Elaboración propia 24 Octubre 2014

Base imponible del IRPF, ¿Cómo optar a reducciones?

¿Sabes cómo obtener reducciones de la base imponible del IRPF? En Arrabe Asesores te explicamos cómo deducir tu base imponible. ¡Entra e infórmate!

Reducciones de la base imponible del IRPF
Reducciones de la base imponible del IRPF

¿Cuáles son las reducciones de la base imponible en el IRPF?

Antes de empezar, ¿qué es la base imponible?La base imponible es el cálculo de todos los rendimientos que ha obtenido el contribuyente durante el período impositivo. El Impuesto de la Renta de las Personas Físicas (IRPF) grava la capacidad económica de los contribuyentes teniendo en cuenta sus ingresos y circunstancias personales y familiares. Así, según cada caso, el porcentaje de retención aumentará, disminuirá o incluso no se aplicará ningún tipo de retención. Veamos en qué supuestos se aplican las correspondientes reducciones, deducciones y exenciones en el IRPF 2014.

Reducciones de la base imponible en el IRPF 2014

A la base imponible general se le aplicará una serie de reducciones que darán lugar a la base liquidable general que es resultado de nuestros ingresos una vez descontado el porcentaje de IRPF aplicable. Veamos de qué reducciones se tratan:

    • Reducción por tributación conjunta.
    • Reducciones por aportaciones y contribuciones a sistemas de previsión social.
    • Reducciones por aportaciones y contribuciones a sistemas de previsión social constituidos a favor de personas con discapacidad.
    • Reducciones por aportaciones a patrimonios protegidos de las personas con discapacidad.
    • Reducciones por pensiones compensatorias y anualidades por alimentos
    • Reducciones por cuotas de afiliación y aportaciones a los partidos políticos.
    • Reducción por aportación a mutualidades de previsión social de deportistas profesionales.

La base liquidable del ahorro será el resultado de disminuir la base imponible del ahorro en el remanente no aplicado, si lo hubiera, de las reducciones por tributación conjunta, por pensiones compensatorias y anualidades por alimentos y por cuotas de afiliación y restantes aportaciones a los partidos políticos, sin que pueda resultar negativa como consecuencia de dicha disminución. Si la base liquidable general resultase negativa, su importe podrá ser compensado con los de las bases liquidables generales positivas que se obtengan en los cuatro ejercicios siguientes. La compensación deberá efectuarse en la cuantía máxima que permita cada uno de los ejercicios siguientes y sin que pueda practicarse fuera del plazo señalado mediante la acumulación a bases liquidables generales negativas de años posteriores.

Deducciones de la base imponible del IRPF 2014

La Agencia Tributaria comprende dos tipos de deducciones de la base imponible del IRPF:

    • Deducción de 400 euros en el IRPF 2014: Esta deducción sólo se aplicará a contribuyentes cuya base imponible sea inferior a 12.000 € y que perciban rendimientos del trabajo o de actividades económicas. Así cuando la base imponible sea igual o inferior a 8.000 € anuales la cuantía de la deducción será de 400 € anuales; cuando la base imponible esté comprendida entre 8.000,01 y 12.000 € anuales el importe a deducir disminuirá proporcionalmente, determinándose del siguiente modo: 400 € menos el resultado de multiplicar por 0,1 la diferencia entre la base imponible y 8.000 € anuales.
    • Deducción por maternidad: Es una deducción de hasta 1.200 euros anuales por cada hijo nacido o adoptado en territorio español. Además se puede solicitar el abono anticipado de esta deducción.

Exenciones de la base imponible del IRPF 2014

En algunos supuestos, la base imponible no estará sujeta a tributación con el objetivo de proteger a las rentas más bajas. Veamos los distintos supuestos:

    • Contribuyentes con ingresos inferiores a 5.151 euros anuales (tanto en tributación conjunta como individual). Si el contribuyente es mayor de 65 años, el mínimo aumentará en 918 euros anuales y si es mayor de 75 años, el mínimo aumentará en 1.122 euros anuales.
    • Mínimo personal y familiar: Mínimo por ascendientes que será de 918 euros anuales por cada uno de ellos mayor de 65 años o discapacitado con un grado de minusvalía igual o superior al 33% cualquiera que sea su edad, que conviva con el contribuyente al menos la mitad del ejercicio, no tenga rentas anuales, excluidas las exentas, superiores a 8.000 euros y no presente declaración por IRPF con rentas superiores a 1.800 euros. Cuando el ascendiente sea mayor de 75 años, el mínimo señalado anteriormente se aumentará en 1.122 euros anuales.
    • Mínimo por descendientes: Este mínimo se aplica a los hijos, nietos, bisnietos… siempre que cumplan las siguientes condiciones:

- Que el descendiente sea menor de 25 años a la fecha de devengo del impuesto.

- Que el descendiente conviva con el contribuyente.

- Que el descendiente no haya obtenido en el ejercicio rentas superiores a 8.000 euros anuales, excluidas las rentas exentas del impuesto.

- Que no presenten declaración del IRPF (autoliquidación o borrador debidamente suscrito y confirmado), independientemente del contribuyente, con rentas superiores a 1.800 euros.

Hay que destacar que todas estas indicaciones sólo son aplicables al IRPF 2014 y que después de la entrada en vigor de la nueva reforma fiscal muchas de estas deducciones, exenciones o reducciones pueden variar drásticamente. Aún así, si tienes alguna duda sobre retenciones, deducciones o exenciones consulta con Arrabe Asesores, especialistas en asesorar a empresas y autónomos desde 1964. 

¿Te gusta esta página? Recomienda este sitio en tus redes sociales