Arrabe Asesores
· Área Privada
· Área Privada
 
 
¿Olvidó su contraseña?
Cancelar
Fuente: Elaboración propia 22 Febrero 2016

Entra en vigor el nuevo Baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de tráfico

El pasado 1 de Enero de 2.016 entró en vigor la Ley 35/2015 de 22 de Septiembre de Reforma del sistema para la valoración de los daños y perjuicios causados a las personas en accidentes de circulación que contempla el nuevo Baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de circulación en el que se observa un incremento del importe de las indemnizaciones, una mayor protección para las víctimas de accidentes de tráfico y una mayor y mejor diligencia en la resolución de las indemnizaciones por accidentes de tráfico.

Nuevo baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de tráfico
Nuevo baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de tráfico

El nuevo Baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de circulación, que se aplica a los accidentes de tráfico ocurridos a partir del 1 de Enero de 2.016, es de aplicación también para otros supuestos de daños indemnizables sufridos por las personas como por ejemplo accidentes de trabajo, daños sufridos como consecuencia de una intervención médica llevada a cabo con mala praxis…

Las novedades contempladas en este nuevo Baremo se pueden resumir en los siguientes puntos:

- Las víctimas por accidentes de circulación podrán solicitar Informes periciales gratuitos de los Institutos de Medicina Legal y Ciencias Forenses en los casos de reclamaciones extrajudiciales.

- Clasificación de los perjudicados en accidentes de tráfico: Cónyuge, ascendientes, descendientes, hermanos y allegados.

- Incremento del importe de las indemnizaciones en una media del 50% en el caso de muerte, del 35% en el caso de secuelas y de un 12,8% si se trata de lesiones.

- Las aseguradoras deberán observar una conducta diligente en la cuantificación del daño en la oferta motivada que debe presentar a los perjudicados y en la liquidación de la indemnización. Y, si no se llegara a acuerdo entre las partes, éstas podrán intentar resolver el conflicto por mediación.

- Creación de una Comisión de Seguimiento del Sistema de Valoración de la que formarán parte las asociaciones de víctimas y las entidades aseguradoras con el fin de analizar su puesta en marcha, repercusiones jurídicas y económicas así como el sistema de actualización pudiendo hacer sugerencias o promover modificaciones para la mejora del sistema.

- Las aseguradoras serán las que se ocupen de los tratamientos de las víctimas de un accidente de por vida.

- Se prevé la posibilidad de que la indemnización se abone mediante una renta vitalicia en lugar de mediante un pago único, especialmente para el caso de menores o personas declaradas incapaces  siempre que el juez lo estime necesario para proteger sus intereses.

Según lo establecido en el nuevo Baremo de daños y perjuicios causados en accidentes de circulación, las indemnizaciones tendrán lugar para cubrir los siguientes daños:

- Daños personales: Se contemplan los supuestos de fallecimiento, secuelas o lesiones permanentes y lesiones temporales.

- Fallecimiento: Mejora de la percepción de las indemnizaciones mediante su individualización teniendo en cuenta las nuevas estructuras familiares distinguiendo entre perjuicio patrimonial básico o gastos razonables derivados del fallecimiento, compensados con una cantidad mínima de 400 euros y gastos específicos incluyendo el traslado del fallecido, repatriación, entierro y funeral.

- Secuelas o lesiones permanentes: Se refuerza la reparación del gran lesionado que quede con discapacidades que requieran de apoyos intensos para su autonomía personal, indemnizando los perjuicios y los daños emergentes relacionados con las diferentes partidas de gastos asistenciales futuros. Se revisa, además, el baremo médico de secuelas para adaptarlo al estado actual de la ciencia.

- Lesiones temporales: Se distingue entre gastos de asistencia sanitaria y otros gastos diversos resarcibles (aquellos necesarios y razonables que genere la lesión en el desarrollo ordinario de la vida diaria).

- Daños patrimoniales: Se regula de manera específica el lucro cesante y los perjuicios extrapatrimoniales y morales. Por un lado, el lucro cesante incluye los ingresos netos de la víctima y valora el trabajo no remunerado como las tareas del hogar o la pérdida de trabajo futuro de menores y estudiantes. Por su parte, en los perjuicios extrapatrimoniales o morales se incluye la reestructuración del perjuicio personal básico en las indemnizaciones por causa de muerte y de su relación con los perjuicios particulares.

Todos estos cambios y novedades, se traducirán con total probabilidad, en un aumento en las primas de seguros. Desde Arrabe Asesores os recordamos que somos expertos en Asesoría de Seguros ofreciéndote siempre los mejores servicios y el mejor asesoramiento. 

¿Te gusta esta página? Recomienda este sitio en tus redes sociales