Arrabe Asesores
· Área Privada
· Área Privada
 
 
¿Olvidó su contraseña?
Cancelar
Fuente: Elaboracion propia 20 Enero 2015

¿Qué es y cómo se puede solicitar una pensión de viudedad?

La pensión de viudedad es una prestación contributiva de la Seguridad Social a la que tiene derecho el cónyuge cuando su pareja fallece con el fin de proteger la situación de necesidad ocasionada por el fallecimiento de la persona que origina la prestación. Sin embargo, para poder optar a esta pensión, esa relación de pareja debe tener unas características concretas.

Pension de viudedad
Pension de viudedad

Las personas que pueden optar a la pensión de viudedad son aquellas que hayan tenido un vínculo matrimonial o hayan sido pareja de hecho con el fallecido siempre y cuando no hayan contraído con posterioridad un nuevo matrimonio o sean separados, divorciados o personas cuyo matrimonio sea nulo y estén cobrando una pensión compensatoria. Aún así, estas personas deben reunir los siguientes requisitos:

- La persona fallecida debe haber estado dada de alta en el Régimen General de la Seguridad Social o en una situación asimilada, siempre que haya cotizado, al menos, 500 días en los 5 últimos años. Si ya no estaba de alta, debería tener un periodo mínimo de cotización de 15 días salvo que el fallecimiento sea por accidente de trabajo o no o por enfermedad profesional. En caso contrario, es necesario que sea perceptor de una pensión de jubilación contributiva, pensionista por incapacidad permanente o que tenga derecho al subsidio por incapacidad temporal, riesgo durante el embarazo, maternidad, paternidad o riesgo durante la lactancia cumpliendo el periodo de cotización necesario para cada caso.

- La pareja con derecho a pensión de viudedad debe haber sido cónyuge del fallecido con hijos en común y, en su defecto, el matrimonio debe haberse contraído, al menos, 1 años antes del fallecimiento. Si no se cumple esto, puede tener derecho a una prestación temporal de viudedad.

- La pareja con derecho a pensión de viudedad debe estar divorciado/a o separado/a judicialmente del fallecido y estaba percibiendo una pensión compensatoria que se extingue con el fallecimiento. Para el caso de separaciones o divorcios anteriores al 1 de enero de 2008 no hace falta ser acreedor de la pensión compensatoria si no han pasado diez años entre la separación y el fallecimiento, y además si existen hijos comunes, o tiene más de 50 años. Desde el 1 de enero de 2013, también tienen derecho a pensión de viudedad, sin necesidad de ser perceptor de pensión complementaria, los mayores de 65 años que no tenga derecho a tener otra pensión y cuyo matrimonio haya sido de más de 15 años.

- La pareja con derecho a la pensión debe haber sido pareja de hecho del fallecido, inscrita en el registro específico de la comunidad autónoma o ayuntamiento correspondiente al menos dos años antes del fallecimiento. Es necesario acreditar una convivencia estable durante los cinco años anteriores al deceso, y que, durante esos cinco años, ninguno de los dos estaba casado ni separado de otra persona. Además, los ingresos del sobreviviente durante el año natural anterior al fallecimiento no han debido alcanzar el 50% de la suma de los propios más los del fallecido, o el 25% en el caso de inexistencia de hijos comunes con derecho a pensión de orfandad.

La cuantía de la pensión será del 52% de la base reguladora que subirá hasta el 70% si existen cargas familiares y poco nivel de ingresos. En caso de separación judicial o divorcio, si no hay más posibles beneficiarios le corresponde el importe íntegro aplicando esos porcentajes. Si no, se calcula proporcionalmente al tiempo de convivencia. En todo caso hay unas cantidades mínimas que se garantizan por ley en determinados supuestos, aunque la cantidad que resulte en su cálculo sea inferior.

La pensión de viudedad se puede solicitar en cualquier momento a partir del fallecimiento del causante y se resolverá en el plazo máximo de 90 días desde la fecha de presentación de la solicitud. Actualmente se está resolviendo en un plazo medio de 13 días.

¿Con qué rentas se puede compatibilizar la pensión de viudedad?

La percepción de la prestación de viudedad es compatible con rentas del trabajo, con pensiones de jubilación o incapacidad permanente, pero no será compatible con otra pensión de viudedad salvo que las cotizaciones acreditadas en cada uno de los regímenes se superpongan, al menos, durante 15 años.

¿Cómo se tramita la solicitud de la prestación de viudedad?

Se debe presentar la solicitud en el Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS), aunque también lo puede hacer por cualquiera de los medios de registro disponibles, incluido el electrónico. Junto a la solicitud debe acompañar la siguiente documentación:

- DNI, NIE o pasaporte del solicitante

- Certificación del acta de defunción del fallecido.

- Si el fallecido no era pensionista, debe presentar el justificante de pago de los tres últimos meses de cotización, en caso de estar obligado a ingresarlos él mismo.

- Matrimonio: Libro de familia o equivalente legalizado si había.

- Divorcios o separaciones judiciales: Sentencia judicial y convenio regulador, en su caso. Asimismo, acreditación de que el solicitante no ha contraído nuevo matrimonio o constituido pareja de hecho.

-Parejas de hecho: Certificado de constitución de la relación en el registro correspondiente. En este caso, también es necesario presentar las actas del Registro Civil como que en los últimos cinco años ni uno ni otro han estado casados o separados de otras personas. Por otro lado, hay que presentar un certificado de empadronamiento que acredite cinco años de convivencia ininterrumpida y la declaración de la renta de ambos.

Si tenéis alguna duda en relación a la solicitud de esta pensión de viudedad, no dudéis en poneros en contacto con nuestro Departamento de Recursos Humanos y Relaciones Laborales

¿Te gusta esta página? Recomienda este sitio en tus redes sociales