L a última declaración del Estado de Alarma del pasado 25 de octubre de 2020 para la contención del Covid19 con restricciones de movilidad y el cierre de numerosas Comunidades Autónomas supone un nuevo golpe para los trabajadores autónomos que, con motivo de estas restricciones, pueden ver afectada su actividad y mermados sus ingresos, especialmente aquellos que se dedican al sector de la hostelería, ocio nocturno, turismo o cultura.

Para evitar que este Estado de Alarma desemboque en el cierre masivo de negocios y empresas, la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) ha elaborado un decálogo de medidas de emergencia que, según informan, “se deben poner en marcha de forma urgente», para salvar a autónomos, empresas y empleos.

Las reclamaciones que proceden de ATA para ayudar al colectivo de trabajadores autónomos son las siguientes:

  • Bajar cotizaciones sociales y cuotas de autónomos.
  • Extender los ERTES y ayudas por cese de actividad hasta el 31 de mayo de 2021.
  • Suspender cualquier incremento impositivo o creación de nuevos impuestos.
  • Reducir el IVA a la hostelería, peluquería, gimnasios, etc.
  • Ampliar líneas de liquidez ICO y aumentar un año más los periodos de carencia de amortización de capital.
  • Plan de ayudas al alquiler para los autónomos que se les obligue al cierre total de su actividad y progresivo a quien tenga otras restricciones.
  • Moratoria y aplazamientos de impuestos hasta el 30 de junio de 2021.
  • Moratoria en el pago de suministros en locales y actividades de autónomos.
  • Deducción fiscal para las familias por gastos en el hogar (reformas, obras, mobiliario, equipamiento informático) de hasta 3000€.
  • Ayudas directas sectores más afectados por las nuevas restricciones (taxi, transporte, ocio nocturno, etc.).

Reclamaciones de UATAE para los trabajadores autónomos

La Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores (UATAE) ha solicitado también al Ejecutivo un programa económico integral que incluya los siguientes puntos:

  • Medidas protección social a la fiscalidad, la liquidez y las rentas de los locales profesionales.
  • Ampliar el alcance de los ERTE facilitándolos en todos estos casos, y recuperar la prestación extraordinaria por cese de actividad para trabajadores autónomos que se creó en el mes de marzo.
  • Ampliar el período de carencia de los préstamos ICO ya concedidos.
  • Aumentar las líneas de avales públicos asegurando “condiciones justas y transparentes, sin abusos bancarios”.
  • Implantar una moratoria bancaria sobre los préstamos, créditos, rentings o leasings anteriores a la pandemia y ligados a gastos profesionales de los autónomos, de manera que puedan reanudarse los pagos sin intereses cuando se supere esta situación.
  • Establecer moratorias, aplazamientos y planes de pago flexibles que no conviertan las obligaciones pospuestas.
  • Medidas para aliviar la carga de los alquileres de locales profesionales de los autónomos, con una combinación de ayudas para aquellos casos en que los arrendadores son pequeños propietarios y con quitas y rebajas obligadas para los grandes tenedores.

Reclamaciones de UPTA para los trabajadores autónomos

La Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) ha elaborado un documento dirigido al Gobierno con las medidas que considera se deben llevar a cabo para ayudar a los trabajadores autónomos en la actual crisis económica. Las medidas que propone implantar son las siguientes: 

  • Ayudas para trabajadores autónomos, aprobadas y gestionadas por cada Comunidad Autónoma, que sean compatibles con las prestaciones por cese de actividad, pudiendo alcanzar así el 100% de la base de cotización.
  • Ayudas a fondo perdido por valor del 50% de la base mínima de cotización para aquellos autónomos que se beneficien de las prestaciones extraordinarias por cese de actividad.
  • Ayuda del 30% de la base de cotización durante el periodo de la prestación de los trabajadores autónomos de temporada.
  • Ampliar a los sectores de actividades de creación, artísticas y espectáculos y servicios de comida, los sectores que pueden solicitar un ERTE por causas de fuerza mayor.
  • Equiparar los periodos de cuidados de hijos afectados por elCovid19, a la Incapacidad Temporal por contingencias profesionales. En estas circunstancias, y en otras de incapacidad temporal, han pedido el cese en el pago de las cuotas al RETA.
  • Aplazamiento del pago de los impuestos dándose de plazo un año a un tipo de interés no superior al 3%.
  • Ampliación del plazo de presentación de autoliquidaciones del 4º trimestre así como de los resúmenes anuales de impuestos, al menos, hasta el 20 de abril de 2021 y en caso de alargarse la pandemia, que pudieran prolongarse las fechas.

De momento, las únicas medidas para trabajadores autónomos que se encuentran en vigor es la nueva prestación por cese de actividad que se puede compatibilizar con el trabajo por cuenta ajena así como una nueva prestación por suspensión temporal de la actividad.

Asimismo, aquellos que tengan trabajadores a su cargo pueden solicitar un ERTE por causas ETOP, un ERTE por causas de fuerza mayor, un ERTE por Impedimento o un ERTE por Limitaciones.

Dinos tu opinión