L a implantación, a nivel global, de un tipo mínimo del 15% en el Impuesto sobre Sociedades parece ser ya una realidad. A la propuesta de la Comisión Europea de implantar un tipo mínimo del Impuesto sobre Sociedades para todos los Estado Miembros de la Unión Europea, hay que sumar el acuerdo logrado tras la reunión del G7 del pasado fin de semana en el que los ministros de Economía y Finanzas del G7 (Reino Unido, Alemania, EE UU, Francia, Canadá, Italia y Japón) han llegado a un acuerdo histórico sobre la reforma del sistema fiscal, estableciéndose un tipo de gravamen mínimo global del 15% en el Impuesto sobre Sociedades para evitar la competencia fiscal entre países.

La creación de este tipo mínimo global del 15% en el Impuesto sobre Sociedades cuenta con el apoyo de todos los países integrantes del G7, aunque Francia lo quiere elevar al 21%, al igual que la pretensión inicial del actual presidente de los Estados Unidos (luego su pretensión fue rebajada al 15%). Por su parte, España ha aplaudido el acuerdo logrado por el G7.

Tras conocerse este acuerdo, en los próximos meses se llevarán a cabo negociaciones en el seno del G20 y en y en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Recordemos que, en el caso de la Unión Europea, se espera que este tipo mínimo se apruebe entre los meses de verano y su total entrada en vigor sea en 2023.

Las multinacionales tributaran donde generen sus ingresos

A este tipo mínimo del Impuesto sobre Sociedades a nivel global, hay que sumar el acuerdo de que las empresas multinacionales tributarán allá donde generen sus ingresos, siempre y cuando obtengan en dichos países un margen de beneficios superior al 10%, en cuyo caso pagarán un 20% de impuestos sobre sus ganancias globales. Esto afectará gravemente a estas grandes empresas que dejarán de tributan donde tengan su sede, debiendo tributar donde generen sus ingresos cuyo régimen fiscal puede ser más beneficioso o no que por el que se rigen en la actualidad.

Ambas propuestas, el tipo mínimo en Sociedades y la tributación de las multinacionales allá donde generan sus ingresos, están dirigidas a evitar prácticas fiscales por parte de grandes empresas principalmente que les llevan a tributar allí donde es más beneficioso.

¿Subirá España el tipo mínimo en el Impuesto sobre Sociedades?

El acuerdo adoptado en el seno del G7 podría tener su reflejo directo en la política fiscal española, materializándose ya en 2022 la implantación de un tipo mínimo del 15% en el Impuesto sobre Sociedades en España. Esto, siempre y cuando, el acuerdo adoptado en el G7 sea refrendado en su próxima cumbre así como en la reunión del G20 que tendrá lugar en el mes de julio.

De fijar el tipo mínimo del 15% en el Impuesto sobre Sociedades a partir de 2022, el Ejecutivo conseguiría ingresar 700 millones de euros adicionales y esto a pesar de que, según apuntan desde Cinco Días, el tipo medio en Sociedades en España es del 21%. Concretamente, la AEAT estimó que las empresas españolas pagaron en 2019 el equivalente al 8,26% de su beneficio, si bien la cifra asciende al 21,44% de su base imponible. Para los grupos empresariales, los porcentajes eran del 5,11% y el 19,07%, respectivamente, y para el resto de firmas del 12,24% y el 22,94%.

España deberá eliminar la Tasa Google

Si prospera el acuerdo logrado en el seno del G7 y se establece un tipo mínimo del 15% en el Impuesto sobre Sociedades, España deberá eliminar su Tasa Google ya que su implantación trae consigo la eliminación de todos los Impuestos a los Servicios Digitales, y otras medidas similares relevantes. En este sentido, frente a los 700 millones de euros que ingresaría por el tipo mínimo del 15% en Sociedades están los 968 millones de euros que dejaría de ingresar por la Tasa Google.

Dinos tu opinión