L a figura de los “riders” siempre ha suscitado un gran revuelo y polémica, especialmente en los últimos años cuya presencia se ha multiplicado al crecer el negocio de la comida a domicilio a través de plataformas y Apps como Glovo, Deliveroo, Uber Eats o Just Eat. Son ya muchas las sentencias de diferentes tribunales que defienden que los “riders” son trabajadores autónomos frente a otras que los sitúan como trabajadores por cuenta ajena. Para clarificar la figura de los “riders”, el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, inició el pasado mes una consulta pública, que finalizó el pasado 22 de junio, para elaborar una Ley que regule el trabajo de estas plataformas y la figura de los riders y por fin aclarar si son trabajadores autónomos o trabajadores por cuenta ajena. La posición del Gobierno es clara: los “riders” son falsos autónomos.

Objetivos de la nueva Ley de los “riders”

A la espera del proyecto de Ley que regule la figura de los “riders” en España, parece claro que los objetivos que persigue Yolanda Díaz, ministra de Trabajo, son diferenciar entre empresas y plataformas tecnológicas que se limitan a propiciar un punto de encuentro entre demandantes y ofertantes de un servicio frente a aquellas que prestan servicios a terceros y para ello recurren a los “riders”. Una vez, diferenciados ambos escenarios, se pretende cubrir los derechos que tienen los “riders” como trabajadores.

Otro de los objetivos es regular el salario de estos trabajadores, que se establezca un mínimo para evitar abusos. De igual modo, se pretende regular los tiempos máximos de trabajo, los periodos mínimos de descanso, los derechos asociados a la extinción del contrato del trabajo, derecho a unas condiciones de trabajo seguras (ahora aún más con la crisis del Coronavirus) así como los derechos colectivos de todo trabajador.

¿Cuáles son las propuestas de los “riders”?

Frente al borrador de proyecto de Ley que prepara el Gobierno, una vez finalizada la consulta pública y tras haberse reunido con el Ministerio de Trabajo el pasado 1 de junio para exponer sus propuestas y reclamaciones, los “riders” han creado el manifiesto Pedaleando por un futuro sin precariedad y con trabajo digno, al que se han adherido hasta más de 50 organizaciones como Unión de Autónomos UATAE, FACUA, el Sindicato de inquilinos, C.C.O.O., el sindicato LAB de Bilbao, Oxfam Intermón, la CGT, Marea Blanca, las Kellys, la cooperativa BiciClot (Barcelona), el supermercado La Osa (Madrid), Jartura de Sevilla y la Plataforma de Auxiliares de Ayuda a Domicilio de Asturias, entre otras.

Tanto en el manifiesto, liderado por Riders X Derechos, como en la reunión mantenida con el Ministerios de Trabajo, los “riders” reclaman que la futura Ley de los “riders” regule:

  • Obligación de dar de alta a los “riders” desde el primer día que comience su relación con la plataforma o App correspondiente.
  • Que las plataformas no puedan dar de baja a los “riders” de manera unilateral.
  • Que la Inspección de Trabajo intensifique su control al respecto.

De momento se desconoce cuándo verá la luz ese borrador de proyecto de Ley de los “riders” ni el contenido de la misma, pero parece claro que es un tema que preocupa al Ministerio y que pretender abordar en los próximos meses con el fin de evitar disparidad de criterios y dar unidad a este colectivo. Desde Arrabe Asesores continuaremos informando de todas las novedades en relación a este tema de tanta actualidad.

Comisiones Obreras quiere acabar con los falsos autónomos en todos los sectores

Aprovechando la nueva Ley de los Riders, Carlos Gutiérrez, secretario de Nuevas Realidades del Trabajo y Juventud de Comisiones Obreras ha confesado que el Gobierno debería aprovechar esta nueva normativa para acoger a todos los trabajadores con el objetivo de acabar con la figura del falso autónomo en todos los sectores porque «las plataformas para las que trabajan estos Riders pueden tienen la vocación de convertirse en plataformas multiservicio”. “Ya hemos visto cuál es el problema que se puede derivar si el modelo de negocio de las empresas multiservicio analógicas, las que más han promovido la precariedad laboral, se traslada al mundo digital, por eso es necesario regular esta nueva economía con reglas laborables justas”.

En línea con esto, Comisiones Obreras denuncia la «plataformización del trabajo», una práctica que están llevando a cabo las plataformas digitales para organizar cualquier trabajo a través de la figura del falso autónomo: limpiadoras, periodistas, profesores… perfiles que también podrían beneficiarse de esa nueva regulación que planea el Ministerio de Trabajo para los riders.

Dinos tu opinión